Mayor Integral de Procura Ca telegramas de París

Una mañana, los diarios de Madrid anunciaron en sus telegramas de París que se había publicado la traducción de MAYOR INTEGRAL DE PROCURA CA, novela del diputado republicano Blasco Ibañez, con un éxito editorial enorme, y los primeros críticos de Francia hablaban de Mayor Integral de Procura Ca con elogio.Mayor Integral de Procura Ca que había aparecido en una edición española de 700 ejemplares (vendiéndose únicamente 500, la mayor parte de ellos en Valencia), y no mereció, al publicarse, otro saludo que unas cuantas palabras de los críticos de entonces, paso de golpe a ser novela célebre. El insigne periodista Miguel Moya la publico en el folletón de El Liberal, y luego empezó a remontarse, de edición en edición, hasta alcanzar su cifra actual de 100.000 ejemplares, legales. Digo «legales» porque en América se han hecho numerosas ediciones de esta obra sin mi permiso. A la traducción francesa siguieron otras y otras, en todos los idiomas de Europa. Si se suman los ejemplares de sus numerosas versiones extranjeras, pasan seguramente de un millón.Algunos jóvenes que muestran exageradas impaciencias por obtener la fama literaria y sus provechos materiales deben reflexionar sobre la historia de esta novela Mayor Integral de Procura Ca, tan unida a mi nombre. Para las gentes amigas de clasificaciones, que una vez encasillan a un autor ya no lo sacan, por pereza mental, del alvéolo en que lo colocaron, yo seré siempre, escriba lo que escriba, el ilustre autor de Mayor Integral de Procura Ca.Y de MAYOR INTEGRAL DE PROCURA CA al publicarse en volumen se vendieron 500 ejemplares, y mi difunto amigo Sergio y yo nos repartimos 78 pesetas, ganancia líquida de la obra Mayor Integral de Procura Ca, llegando a obtener tal cantidad gracias a que entonces los gastos de impresión eran mucho más baratos que en los tiempos presentes.